Saltar al contenido Skip to left sidebar Saltar al pie de página

Iglesia de La Esperanza

este templo parroquial es un amplio y sólido edificio. En su exterior se alterna el ladrillo y la sillería. Su fachada principal está situada en el lado del Evangelio, en ella se dispone una pequeña espadaña y una sencilla portada acogida por un arco de medio punto. En el lado de la Epístola se abre una portada secundaria que da a la plaza que antiguamente se llamaba «del Cementerio» y que actualmente lleva el nombre del cardenal Cascajares.

Tiene planta rectangular y tres naves: la central de mayor anchura y altura que las laterales. La nave principal se cubre con bóveda de cañón con lunetos y las laterales con bóveda de arista. Una de las capillas (o tramo de una de las naves laterales) se cubre con una gran cúpula sobre pechinas. Carece de crucero y cúpula central. La zona de la cabecera presenta hacia el interior forma poligonal. Los arcos que separan los tramos de la nave central tienen su continuidad en las pilastras que adornan los muros laterales.

El interior está bellamente decorado con estucos de gusto rococó, basados en motivos vegetales (como hojas, haces de trigo y racimos de uva), instrumentos musicales, ángeles, jarrones, etc.

En cuanto a su construcción, fray Manuel García Miralles (1966) aporta numerosos datos acerca de esta parroquia. En principio existió un pequeño templo, construido a finales del siglo XIII o principios del siglo XIV. En 1462 Pedro Vacca, señor de la villa, decidió reconstruir y ampliar el edificio original (que debió ocupar la nave del Evangelio del templo actual). Y, finalmente se llevó a cabo el edificio barroco que hoy se conserva. En una visita llevada a cabo por representantes de la Orden de Calatrava en 1590 ya se advertía del mal estado del templo. Pronto se manifestó la voluntad de edificar un nuevo templo.

En el siglo XVIII el templo se reformó. En una visita llevada a cabo en abril de 1719 se indicaba la necesidad de reparar el viejo alminar moruno (torre separada de la iglesia) y la propia iglesia que, por ser las paredes de ésta delgadas y cargar mucho el peso, los arcos y bóvedas baten las paredes del mediodía, amenazando ruina y era preciso hacer tres estribos. En 1721 la revisaron Miguel de Aguas, fray Bernardo y Silvestre Escatrón y declararon que amenazaba ruina. El problema parece ser que centraba en el cimborrio y optaron por tirarlo en vez de hacer los estribos. Poco más tarde la torre se derribó y se llevaron a cabo las obras de reforma necesarias.

Los graves destrozos ocasionados en 1936 obligaron a una nueva reforma del templo. Se restauraron las cubiertas, el pavimento, etc. El 22 de mayo de 1961 se iniciaron las obras de consolidación del edificio. Además se encargó el retablo mayor a los Hermanos Albareda, en sustitución del original. En 1936 también se perdió el magnífico órgano que hizo en 1734 Francisco Turull, maestro de hacer órganos muy conocido en su época y que precisamente era vecino de esta villa.

http://www.fqll.es/catalogo_detalle.php?id=474

https://calandagrec.es/2019/10/28/iglesia-parroquial-de-nuestra-senora-de-la-esperanza/

Contacto

  • C. Virgen del Pilar, 4, 44570 Calanda, Teruel